Search
Generic filters
Filter by Categorías
en familia
en innovación
en movimiento
en social
en tus finanzas
en tus proyectos

BuscaDoR

Search
Generic filters
Filter by Categorías
en familia
en innovación
en movimiento
en social
en tus finanzas
en tus proyectos

Consejos de seguridad en Internet

En estos días en casa, Internet se ha convertido en uno de los grandes protagonistas. Por eso, hoy queremos darte unos consejos de seguridad en Internet.

hombre-mirando-mobil

En estos días en casa, Internet se ha convertido en uno de los grandes protagonistas. Por eso, hoy queremos darte unos consejos de seguridad en Internet.

Nos estamos reinventando para aprender a teletrabajar, para seguir disfrutando de planes virtuales y para conectar con los nuestros a través de todo tipo de plataformas online que nos hacen sentirnos más cerca.

Porque hoy, navegar por Internet nos acerca más que nunca al mundo exterior, y hay ciertas amenazas online de las que también necesitamos protegernos. Veamos algunos consejos para exprimir al máximo todo lo que disfrutas del mundo online, protegiéndote también al máximo.

 

¿Cómo puedo saber si un sitio web es seguro?

El primer consejo que podemos darte es que busques establecimientos de confianza que tengan lo que se llama un servidor seguro (que garantice la inviolabilidad de los datos) y que publiquen su nombre, domicilio y NIF en la web.

Si es así, en la parte baja a la derecha del navegador aparecerá un candado cerrado y en la URL de la página aparecerá https:// en vez de http://.

Comprueba que las webs tengan un servidor seguro, que publiquen sus datos fiscales y que el navegador valide sus certificados

Y si aún tienes dudas, deja que tu antivirus o tu firewall haga su trabajo y te confirme la autenticidad de la web y que los certificados están autorizados. Normalmente, las webs se preocupan mucho de no generar ningún tipo de duda y suelen estar actualizados.

 

Consejos de seguridad para compras online

Si hay algo igual de importante o más que navegar en sitios seguros, es tomar precauciones de seguridad cuando queremos realizar compras online.  Nuestro dinero está en juego, así que cuidemos especialmente dónde introducimos nuestros datos personales y bancarios. Hazlo en canales o apps oficiales.

Otro de los mejores consejos que podemos darte a la hora de comprar online es no utilizar nunca una tarjeta de débito. Las tarjetas de crédito tienen un límite de consumo, pero las de débito no y con ellas podrían dejar tu cuenta a cero.

Además, si quieres aumentar la seguridad de tus operaciones, puedes utilizar una plataforma de pago del tipo Paypal, para que solo esa empresa tenga los datos de tu tarjeta y sea ella quien se encargue siempre de realizar los pagos al establecimiento.

 

También puedes hacer una cosa más: combinar estas recomendaciones para aumentar tu seguridad. Puedes hacerte con una tarjeta de crédito limitado exclusiva para compras online, que uses como forma de pago en Paypal. ¡Toda medida de precaución es bienvenida para reforzar tu seguridad en Internet!

Por último, dado que las compras online tienen un proceso hasta que nos llegan los productos a casa, conviene tener un exhaustivo control de las operaciones. Ya sea imprimiendo los justificantes de pago, guardando los mails enviados y recibidos o apuntándolo en una libreta.

 

mujer-trabajando-con-el-portatil

Si eliges utilizar tu tarjeta…

Recuerda que ningún comercio te puede pedir nunca el pin de tu tarjeta y solo te requerirá los dígitos de esta y el código de seguridad (tres dígitos) de la parte trasera (CVV).

Si aún no tienes tarjeta y te estás planteando hacerte una, ten en cuenta las ventajas e inconvenientes de las tarjetas. Y si la tienes, no olvides que tu número de tarjeta nunca debe aparecer en un correo electrónico o aplicación de mensajería instantánea. Los ciberdelincuentes aprovechan estos espacios para sustraer datos personales.

En Cofidis ofrecemos a nuestros clientes una tarjeta de crédito con la que podrás utilizar el dinero de tu línea para financiar las compras y gastos del día a día, sea donde sea y en cómodas mensualidades. Además, es doblemente segura porque viene con el sello de seguridad para compras por internet, un seguro gratuito de accidente con cobertura de hasta 100.000 € y de asistencia en viaje 24 horas. Puedes informarte aquí sin compromiso.

mujer-usando-el-mobil

¿Qué hago si creo que me han estafado?

Los avances en Internet nos han permitido llegar donde nadie pensaba que llegaríamos hace unos años. Ahora podemos vivir muchas más experiencias superando limitaciones de espacio y tiempo. Tenemos mucha vida a tan solo un click de distancia. Sin embargo, también sabemos que estos avances no solo se utilizan con buenos propósitos.

Muchos estafadores y ciberdelincuentes aprovechan el ecosistema cambiante en las redes para conseguir víctimas a quien robar sus datos o incluso el dinero. Este tipo de estafa, conocido como phishing, es de lo más habitual en la red, y no siempre es fácil detectarlo.

En caso de que ocurra o tengas dudas, te recomendamos recurrir sin problema a un experto informático que te ayude a investigar y proteger al máximo tus datos. Esto ocurre a diario, así que no tengas vergüenza de pedir ayuda, ¡hacerlo es de lo más inteligente!

Además, como estas estafas suelen implicar robo de datos importantes, como cuentas bancarias, tarjetas e incluso dinero directamente, nunca está de más reportarlo a la policía para que puedan investigar y descubrir la fuente de la estafa para tomar medidas en el asunto.

Alertar a las personas que te rodean de que estas estafas existen, implicar a los expertos informáticos y a las autoridades te ayudará a descubrir antes quién te ha estafado, así como también a encontrar remedio y evitar que le suceda a más gente. Todo apoyo es bienvenido.

En resumen…

Podemos navegar por Internet y comprar online de manera tranquila. Lo más importante es que seas consciente de tu seguridad en la red, y que siempre compruebes los sitios en los que confías para ver que son realmente fiables. Y en caso de tener algún problema o duda en la red, no tengas reparo en pedir ayuda. Ya sabes, ¡más vale prevenir que curar!

aRTÍcuLos ReLacionaDos