Search
Filter by Categorías
en familia
en innovación
en movimiento
en social
en tus finanzas
en tus proyectos

BuscaDoR

Search
Filter by Categorías
en familia
en innovación
en movimiento
en social
en tus finanzas
en tus proyectos

Diez pasos para montar tu negocio en Internet

Hoy en día son muchas las empresas y profesionales que ofrecen sus productos y servicios únicamente online, sobre todo en los tiempos que corren.

chica trabajando oficina

Hoy en día son muchas las empresas y profesionales que ofrecen sus productos y servicios únicamente online, sobre todo en los tiempos que corren.

Durante los últimos años nuestra forma de consumo ha cambiado, y el mundo digital pone a nuestro alcance grandes oportunidades y posibilidades que han transformado el mercado, y que muchos han sabido aprovechar. Por eso queremos compartir contigo 10 pasos para montar un negocio en Internet y explotar al máximo el potencial online.

Tanto si tienes un negocio que querrías digitalizar, como si estás pensando en emprender tu nueva aventura empresarial online, este artículo te interesa. ¡Toma nota!

 

Escoge bien tu producto o servicio

Actualmente casi todas las tiendas físicas necesitan un apoyo en la red, ya sea a través de webs o aplicaciones que faciliten su acceso y alcance. Por ello, el primer paso es valorar si en tu caso también es conveniente.

¿Cómo? Valora si tienes o no un buen producto o servicio, con demanda y un nicho de mercado del que puedas nutrirte. Pon en valor tanto si es nuevo, como si mejora en algo lo que el mercado ya ofrece, si sus ventajas superan a sus inconvenientes y si el público potencial lo entiende.

Tanto si tu proyecto ya está en marcha y llevas meses o años de actividad, como si vas a comenzar ahora, presta especial atención a la competencia y consigue diferenciarte. Analizar qué está haciendo la competencia y qué se demanda en el sector será un buen ejercicio para ayudarte a competir en el mercado electrónico.

 

Elige un buen nombre de marca

El siguiente paso para montar tu negocio en Internet es igual para una tienda física o virtual: necesitas dar con un buen nombre. Y en este punto originalidad es vital porque entras en un mercado sin fronteras y tu idea inicial puede estar ya en uso en otro país. Quieres que tus clientes te reconozcan y recuerden tu marca.

Te recomendamos que testees los nombres que barajas para ver si están disponibles y si hay otras implicaciones. Escribe el nombre deseado en un buscador y mira qué te responde: si ya está en uso o si tiene alguna traducción inesperada o poco favorable en otro idioma.

 

La parte técnica

La parte técnica es muy relevante. Lo ideal es no adentrarse en charcos demasiado profundos. Busca un programa que entiendas y que se adapte a tus necesidades, un proveedor de servicios online y un hosting a la medida de tu presupuesto y requerimientos.

Sondea el mercado y compara ofertas para elegir la que mejor se adapte a tus posibilidades y necesidades del negocio. Puedes ayudarte de foros, webs y contenidos especializados, así como recurrir al consejo de expertos.

 

Tener una página web

Este punto es clave para montar tu negocio en Internet, si bien tampoco es recomendable que te vuelvas loco con diseños originales y vanguardistas. Hazte la vida y la web fácil, lo más práctica e intuitiva posible.

Las plantillas de algunos programas como Prestashop o WordPress ya dan suficiente juego y son especialmente funcionales en precio. Intuición y sencillez son vitales a la hora de diseñar un negocio virtual. Necesitas que el usuario llegue a donde tiene que llegar, no que se deslumbre con tu diseño, lo cual no quiere decir que no prestes atención al aspecto visual. Busca un equilibrio sin perder de vista el norte: que sea una web funcional, intuitiva para tus clientes.

 

trabajador mirando movil

Publicidad online

El siguiente paso para realizar cuando el portal ya está en marcha, es la promoción y la fidelización. Para conseguir ambos objetivos, las redes sociales serán de gran ayuda. Puedes empezar por abrir tus canales en las RR.SS. que convenga y aprender un poco de Adwords para hacer algo de publicidad online.

No dejes de darte de alta en Google para que tu nombre aparezca en el callejero y seas el primero de la lista en las búsquedas. Tener conocimientos o apoyo de expertos en SEO también será clave para tu posicionamiento online.

 

Fidelizar a los clientes

En cuanto a la fidelización de los usuarios, es fundamental dar motivos a los clientes para que vuelvan a usar tu site. Obtener su dirección mail y utilizarla con respeto y sin abusar es una herramienta vital para hacerles llegar todos los impactos y comunicaciones que deseas: ofertas periódicas, promociones especiales, bonos descuento, newsletters o incluso premios.

Formatos como los Lead Ad de Facebook y las estrategias emailing son clave para poder recabar los datos de tus clientes, comunicarte con ellos regularmente y construir una relación de confianza.

 

Organización del trabajo

De puertas para adentro, es clave tener una buena organización del trabajo y unos objetivos razonables en cuanto al plazo y el importe. Para organizarse bien, es recomendable describir un correcto organigrama, asignando funciones y responsabilidades, así como establecer timings para cada tarea y proyecto.

Ten en cuenta que la libertad horaria de Internet es relativa. Al no haber ningún cierre como en los establecimientos físicos, tu tienda o servicios estarán disponibles 24 horas al día para tus clientes. En esto, establecer un horario de atención al cliente te ayudará a poder responder a las consultas y dudas dentro de los horarios que convengan.

 

Plan de negocio

Como en cualquier otro negocio, es vital tener un plan de negocio que refleje las etapas que seguirá el proyecto, el alcance y unos objetivos realistas a medio y largo plazo. Y en cuanto al salario, ten en cuenta que ha de ser variable en función de los gastos fijos y unos ingresos irregulares, al menos al principio.

Si necesitas ayuda para crear tu plan de negocio, aquí te contamos cómo hacerlo paso a paso.

hombre teletrabajo

Pasarela de pago

Si vas a facturar en tu web, necesitas un sistema de pago que sea absolutamente fiable, lo cual incluye certificados digitales para evitar fraudes. Estudia las opciones con tu entidad financiera y con especialistas online como, por ejemplo, Paypal.

Es primordial que tu portal sea fiable, para que tu comprador potencial pueda operar por Internet tranquilo y para que tú puedas construir una reputación fiable.

Logística

Por último, si necesitas de la logística, busca un buen socio. Todo lo anterior servirá de poco si la recepción del pedido no es correcta en plazos o en forma. Todas las personas que intervienen en la cadena son clave. Apóyate de expertos en logística que puedan garantizar la seguridad y entrega de tus pedidos al cliente final.

Esperamos que estos pasos te ayuden a dar el paso definitivo para digitalizarte y aprovechar todas las oportunidades que ofrece Internet para tu negocio. ¿Listo para ser líder de tu vida? ¡A comerte el mundo online!

aRTÍcuLos ReLacionaDos