Search
Filter by Categorías
en familia
en innovación
en movimiento
en social
en tus finanzas
en tus proyectos
Suscríbete

BuscaDoR

Search
Filter by Categorías
en familia
en innovación
en movimiento
en social
en tus finanzas
en tus proyectos
Inicio > en tus proyectos > Hogar > 8 hacks para hacer tu casa sostenible

8 hacks para hacer tu casa sostenible

Casa sostenible | ViveMásVidas

Te contamos 8 ideas sencillas para convertir tu casa en un hogar sostenible haciendo un uso eficiente de los recursos y la energía con el mínimo impacto en el medio ambiente.

Te contamos 8 ideas sencillas para convertir tu casa en un hogar sostenible haciendo un uso eficiente de los recursos y la energía con el mínimo impacto en el medio ambiente.

La sostenibilidad es un concepto que implica no comprometer el futuro y busca un equilibrio entre la economía, el cuidado del medio ambiente y el bienestar social.

Cuidar del medioambiente es una tarea que va ganando protagonismo en nuestras vidas, y a raíz de esta preocupación, tener un hogar sostenible es una búsqueda cada vez más común.

Y es que, empezando por la casa, una persona puede hacer mucho por aportar su granito de arena. Si quieres que tu casa contribuya a estos objetivos, atento a los consejos que te vamos a dar en este artículo.

¿Cómo es una casa sostenible?

Antes que nada, para tener una casa sostenible es importante aclarar a qué nos referimos cuando hablamos de estas.

Las viviendas sostenibles hacen referencia a hogares que tienen en cuenta elementos ambientales y sociales durante el proceso de diseño y construcción. Una vez construidas, siempre se pueden mejorar las instalaciones para aprovechar todos los recursos disponibles y reducir el consumo energético.

En estas viviendas se puede ahorrar hasta un 40% de facturación en agua y entre el 30% y 50% en energía, por lo tanto, además de reducir las emisiones de dióxido de carbono también nos ayuda a ahorrar en las facturas domésticas.

Ahora bien, ¿qué debemos tener en cuenta para tener una casa ecológica? Te lo contamos a continuación:

1. Elige el material correcto

Suele pasar desapercibido, pero la elección de materiales para nuestra casa puede suponer una gran diferencia. Y es que, dependiendo de cómo se han producido, los beneficios que nos aportan o incluso su durabilidad hará que nuestro hogar sea más o menos sostenible.

Como ya sabrás, el aluminio es uno de los más dañinos así que es mejor que tengas en cuenta materiales biodegradables como la madera, o sustituibles como lo son la piedra o el ladrillo para reemplazar el cemento.

Si te toca hacer reformas, lo mejor es darle una oportunidad a materiales que puedan tener una segunda vida como el acero o azulejo, que se pueden reutilizar. También es una gran ventaja escoger materiales locales ya que reduces el gasto de energía en transporte y contaminas menos.

Depende de lo que busques debes tener unos y otros en cuenta. Al final es importante poner tus necesidades en una balanza y decantarte por el material indicado.

Elección de materiales en el hogar| ViveMásVidas

2. Sácales partido a los muebles

A la hora de amueblar la casa, sin duda alguna, la mejor opción es contar con muebles de segunda mano, es decir, muebles ya usados por otras personas. Para esta opción puedes hacer uso de aplicaciones como Wallapop o redes sociales, donde la gente vende sus muebles a buen precio ¡o incluso los regalan!

También puedes optar por darle otra utilidad al mobiliario con el que ya cuentas, por ejemplo, convertir una puerta en mesa, una caja como mesita de noche… La idea es que, en vez de comprar productos nuevos, modifiques objetos que ya existen y puedas darles una nueva vida sacando a relucir tu lado más creativo.

3. Aísla tu casa

Uno de los principales problemas para la sostenibilidad es que las paredes y suelos de nuestras casas no suelen estar bien aislados.

Es por ello, por lo que la calefacción o el aire acondicionado suelen tener menos impacto: tanto el frio como el calor se escapa y acabamos consumiendo

más energía y gastando más dinero.

La mejor opción para ahorrar energía de manera natural es añadir grosor tanto al suelo como a las paredes

4. Apuesta por las renovables

Desde hace mucho tiempo, venimos abusando de los recursos naturales que, como ya sabemos, son limitados.

Por ello, sin duda alguna uno de los mejores consejos es apostar por fuentes de alternativas como son las energías renovables.

Esto es una muy buena opción especialmente en España, donde la gran incidencia del sol permite usar este tipo de energía casi todo el año a través de los paneles solares.

5. Hazte con una bomba de calor

Un gran beneficio para las zonas más frías, pero quizás menos conocido que las renovables, es añadir una bomba de calor. A diferencia de otros sistemas de calentamiento tradicional como el gas, electricidad o gasóleo, la bomba de calor permite un ahorro energético considerable.

Al instalar dos tanques de agua en el subsuelo, no solo proporciona agua caliente, sino que también mantiene parte del suelo con calor por lo que el gasto de calefacción es menor. De esta manera estaríamos obteniendo agua caliente y algo parecido al suelo radiante. ¡Dos por uno!

6. Instala un jardín vertical

Los “Green roofs”, o techos verdes en castellano, están ganando cada vez más protagonismo, pero estos no son techos pintados de color verde, ni jardines con macetas.

Los techos verdes consisten en cubrir el tejado de un edificio con de vegetación parcial o totalmente y se usa como aislante para reducir el calor y filtrar el aire.

¡Pero hay mucho más! Los techos verdes también se pueden usar para cultivar verduras y frutas, reducir el riesgo de inundaciones, actuar como barrera acústica y proteger la biodiversidad de zonas urbanas, entre otras muchas cosas.

7. Convierte tu hogar en una Smart House

Una casa inteligente es sinónimo de poder controlar todos tus dispositivos.

Si cuentas con una casa inteligente podrás saber cuándo y dónde gastas más energía, ya que, al monitorizar los dispositivos, podemos controlar el gasto y evitar derroches innecesarios tanto económicos como energéticos.

Tener a la tecnología como aliada es uno de los grandes consejos para hacer de tu casa un lugar sostenible y, además, más cómodo.

Casa inteligente | ViveMásVidas

8. Préstales atención a los colores

Aunque el material es más decisivo, elegir ciertos tonos también nos pueden ayudar a mantener la sostenibilidad.

Dependiendo del clima, es mejor decantarse por unos colores u otros. Por ejemplo, en zonas cálidas lo mejor son colores claros, mientras que si las temperaturas suelen ser bajas lo mejor es apostar por el color oscuro ya que retiene más el calor.

Aunque estos trucos son más generales, para tener una casa sostenible también se deben aplicar cambios en nuestra vida diaria como, por ejemplo, la filosofía de vida residuo cero.

La práctica del Zero Waste va más allá del conocido reciclaje, se trata de reducir los residuos que generamos: cambiando bolsas de plástico por las de tela, comprando a granel, consumiendo fruta y verdura sin plastificar…

Ahora ya sabes todos los trucos para hacer de tu hogar un lugar sostenible y cómo respetar el medio ambiente. Si te animas a dar el paso y necesitas una inversión para llevar algunos cambios a cabo, recuerda que puedes contar con nuestro crédito Directo.

aRTÍcuLos ReLacionaDos