Search
Filter by Categorías
en familia
en innovación
en movimiento
en social
en tus finanzas
en tus proyectos
Suscríbete

BuscaDoR

Search
Filter by Categorías
en familia
en innovación
en movimiento
en social
en tus finanzas
en tus proyectos
Inicio > en tus proyectos > Hogar > Recetas para ahorrar con una casa Lagom

Recetas para ahorrar con una casa Lagom

Recetas para ahorrar con una casa Lagom

Una casa Lagom se identifica con una casa en equilibrio o una casa minimalista. El Lagom es una filosofía de vida que tiende a buscar la igualdad, el equilibrio y a poner en práctica el sentido común.

Una casa Lagom se identifica con una casa en equilibrio o una casa minimalista. El Lagom es una filosofía de vida que tiende a buscar la igualdad, el equilibrio y a poner en práctica el sentido común.

Se traduce también como una búsqueda de una sociedad justa que respete el medio ambiente y procura un ahorro evidente a través de los principios de la sencillez y de la moderación frente al consumismo.

¿Qué significa Lagom?

Lagom es una palabra de origen sueco que resulta la piedra angular del secreto de la felicidad. Sus bases enraízan en el taoísmo, que defiende el valor de la moderación para conseguir una vida sencilla y tranquila en la que priman lo esencial y el equilibrio.

Algunas fuentes explican que la palabra lagom provendría de la época de los vikingos (laget-om sería algo así como ‘alrededor del equipo’). Podría proceder de la costumbre vikinga de pasarse un bol de comida en las reuniones para que cada uno cogiera lo que le correspondiera sin dejar a los demás sin nada.

De ahí que la filosofía lagom suponga disfrutar de los pequeños placeres y compartirlos, y de vivir de forma más sencilla, sin tantos gastos. Por ejemplo, propone duchas más cortas, reciclar todo lo posible y tomar de la naturaleza nada más de lo que necesitamos. Hacer una casa más sostenible.

Además del ahorro, una casa lagom aportaría beneficios emocionales, físicos y económicos a través de un espacio tranquilo, limpio y ordenado. Más allá de tu casa, lagom es una búsqueda del equilibrio en todas las áreas de tu vida.

Claves de un estilo de vida lagom

Lagom encuentra la felicidad en las cosas pequeñas, en el llamado arte de vivir con lo esencial o de disfrutar de lo sencillo. Estas son las claves de un estilo de vida lagom:

  • El orden en casa se consigue a través de un consumo moderado y consciente. Tener solo lo esencial proporciona tranquilidad y serenidad.
  • En el trabajo hay que centrarse en las prioridades y en la calidad frente a la cantidad.
  • En la relación con el medio ambiente, lagom propone el respeto, evitar plásticos y materiales no reciclables, reducir la basura y trabajar en un planeta más sostenible.
  • En cuanto a los aspectos financieros, lagom propone consumir de forma consciente y buscar la felicidad en necesitar menos y no en tener más. Productos naturales, funcionales, duraderos y de calidad.
  • Por el lado de la tecnología, propone un descanso o una depuración. Ya pasamos demasiado tiempo conectados. El relax pasa por desconectarse.
  • Dedicar más tiempo a meditar y a nosotros mismos. Darnos mimos y concedernos pequeñas indulgencias que nos hagan felices o encontrar tiempo para realizar actividades que nos apasionen. En resumen, practicar el slow o una forma de vida sencilla y sin prisas.
  • Con los demás, lagom pasa por escuchar más y hablar menos, por una escucha activa.
¿Qué es una casa lagom?

¿Qué es una casa lagom?

La filosofía lagom en una vivienda pasa por vivir con sencillez y procurar que tu casa sea un lugar práctico, ordenado y bonito. A grandes rasgos, podemos decir que una casa lagom es una casa con decoración minimalista.

Claves de una casa lagom

  • Una de las piedras angulares de una casa lagom es la de no acumular objetos. Al mantener una casa minimalista no se trata de ser austero sino de dar su espacio a cada pieza que tengas para que brille por sí misma.
  • Los defensores de lagom lo explican como la oportunidad de ver la belleza en cada objeto que tienes a la vista. El resultado es una casa más equilibrada, con belleza en cada zona y un mayor equilibrio conjunto.
  • El contacto con la naturaleza es vital, por lo que la madera, el algodón, el lino o la lana incluyendo pieles de oveja o vaca para el suelo son muy habituales en los hogares escandinavos.
  • Una casa lagom es especialmente cómoda para los niños. El orden de la casa lagom invita a limitar el número de juguetes con los que juegan cada vez y el total de ellos en toda la casa.
  • Esa rotación de juguetes les permite disfrutar de todos a su debido tiempo y que no se sientan abrumados por el último regalo que llegó y que les hace olvidar todos esos con los que disfrutaban un día antes.
  • Una propuesta lagom es guardar de vez en cuando alguno de los juguetes para hacer una rotación de todos ellos. Cuando tu hijo vuelva a ver un juguete del que se había olvidado lo disfrutará con más ganas porque será como tener uno nuevo otra vez.
  • En cuanto a los colores, debido a la falta de luz en esos países, se buscan los pálidos del tipo blancos o grises suaves de espectro tierra o azul cielo o azul mar y algunos amarillos o naranjas pastel.
  • Otro aspecto vital de una casa lagom es deshacerse de lo prescindible. Muy en línea al Método Konmari. Nada de acumular por acumular porque la falta de espacio genera desorden e inquietud frente a la calma necesaria. Eso además permite reciclar o reutilizar.

 

En resumen, una casa lagom permite reducir el consumo porque limita al máximo lo que tenemos allí, porque disfruta de mucha luz natural y porque está ordenada. Además, apuesta por un consumo moderado que reduce los desperdicios y un reciclaje que permite la economía circular.

aRTÍcuLos ReLacionaDos